Los hospitales y la dieta sin gluten

este es uno de los plartillos servidos para mi deita sin gluten en el Hospital Civil -celiacosdemexico- agosto 2010

Leo en uno de los grupos de Celiacos de Facebook un comentario que llamó mi atención y que como muchos allí no tienen una respuesta adecuada, pero que creo vale la pena comentar, aunque sea en este mi diario celiaco, porque finalmente voy a compartir mis experiencias, las cuales siempre han sido compatibles con los médicos que me han atendido mientras he estado internado en un hospital y miren que he pasado por oficiales y particulares en varias ocasiones.

La pregunta fue concreta de Denisse Peralta, una mujer celiaca, de las cual desconozco donde radica, porque como muchos no lo dicen, como si fuera un delito hacerlo: “alguno de ustedes ha estado hospitalizado? Quisiera saber que tan abiertos son los hospitales en México para permitir ingresar alimentos sin gluten para pacientes celiacos. Salu2”

Las respuestas, como digo, no son las esperadas, al menos no lo que yo esperaría de un grupo de ayuda como pretende ser ese. Si no, juzguen ustedes:.

mm… pues he sabido de casos donde no son muy tolerantes, sobre todo si hablamos de un IMSS o ISSSTE, a lo mejor en uno particular tolerarían más el introducir alimentos, dice una de las lectoras. Otro lo hace mejor y, con todo faltas de ortografía, deja ver mayor conocimiento del tema: “yo estube hospitalizada en uno particular y precisamente por una crisis del gluten y me super aseguro la nutriologa que tenian cuidado en prepararme mis alimentos todo era natural como pollo con verduras , fruta, etc”., Aún así, la duda perdura con respecto a la pregunta realizada por Denisse.

Por lo anterior me tomo la libertad de exponer mis experiencias.

Es bien sabido que las políticas de salud establecen que a los centros hospitalarios no deben introducirse alimentos para los pacientes, porque ello puede alterar el tratamiento de los mismos, ya que las dietas que sirven son de acuerdo con las indicaciones de los médicos, el padecimiento y su evolución. Hay de todo.

Sin embargo en el caso de los celiacos el asunto cambia. Por lo general hacen y dicen lo que comenta Quecha, respecto de su estancia en el Hospital, te dicen que no hay problema, que en la cocina tienen el cuidado de prepara los alimentos con las medidas de precaución debidas, pero la realidad es otra.

Yo he estado en hospitales de lo mejor del IMSS, como La Raza; del ISSSTE, como el 1° de Octubre, en Darío Fernández –si no me equivoco en el nombre–… En el Hospital Juárez, de la SSA y, por supuesto en el INCMNSZ, de los oficiales. También en Médica Sur y en el Hospital de Los Ángeles, por mencionar algunos de la ciudad de México. En Jalisco en el Hospital Civil y uno privado que se llama Arboledas. En todos ha habido problemas con la dieta.

O que les parece este otro de DSG -agosto de 2010- celiacos de mexico

Durante mi estancia y conforme comienzo a comer después de una crisis, noto la presencia de pan, de cereales comerciales, de jamones, de pastas, en fin, siempre hay equivocaciones. Hablo con las nutricionistas y con la gente que lleva las dietas a los cuartos o camas. Aceptan sus errores, pero los comenten nuevamente.

El siguiente paso es hablar con los médicos y sólo en el caso del Hospital Civil se ha autorizado que yo pueda llevar mi comida de casa, al corroborar que es imposible garantizar la dieta sin gluten, dado que es un centro hospitalario casi, casi, como beneficencia y los alimentos se preparar para todos, pacientes y familiares; médicos y enfermeras, lo que impide que haya preparación de platillos especiales, aunque digan que lo hacen. Las fotos que muestro lo dicen todo. El descuido o desconocimiento es de nutriólogos, de cocineros y de quienes reparten las charolas. Lo tengo bien certificado.

En el INCMNSZ no me sirven un alimento si antes no pasó la nutrióloga a platicar conmigo. No obstante se han cometido errores garrafales, por descuidos de quien sirve la charola. Es más, los mismos nutriólogos dicen que los cereales comerciales son permitidos, pese a que se les ha hecho ver que todos contienen malta y son no aptos para los celiacos. Para ellos sí lo son. Pero no permiten que lleven alimentos de fuera del hospital. Lo mismo en los Hospitales privados, es imposible, por las mismas políticas y porque ello hablaría mal de los cuidados que se tienen al interior. No aceptan sus errores.

Con esto quiero decirles que queda bajo responsabilidad del área de Nutrición garantizar una dieta adecuada, no sólo para los celiacos sino para el resto de los pacientes que tienen dietas especiales.

Les platico una historia más para acabar. Cuando recién me diagnosticaron la EC, allá por el año de 1974, en el  mismo cuarto donde yo estaba –son de seis camas en uno de los pisos–, había una niño de ocho años con Leucemia –yo tenía 17— y su mamá le llevaba a escondidas brownies de chocolate, los metía en una gaveta que hay en cada cama y cuando nadie nos veía nos los comíamos. Claro aún el diagnóstico de la EC no se daba. Y nadie se daba cuenta, por supuesto a la hora de los análisis había alteración y hubo un momento en que tuve que confesar. Estuve 30 días internado, así es que ya sabrán.

Ese es el problema, que queremos comer lo que no nos dan en el hospital como parte del tratamiento, en la mayoría de los casos, por eso no se permite. Ya en caso como el mío, con Celiaca Refractaria, que si yo no me cuido nadie lo hará por mí, pues trato de que sea lo más adecuado y en muchas ocasiones le mejor ha sido darme de alta, porque los médicos se convencen que la dieta en el hospital nunca será la adecuada para casos extremos. Aunque para gente renuente, será por otras cuestiones, ya que no aceptan una dieta estricta y es suficiente argumento para querer que le lleven comida de fuera del hospital, Y eso no se puede permitir.

Yo los invito a que se unan al grupo de Celiacos de México en FB y estén pendientes de todo lo que sucede en torno a los celiacos de nuestro país, aunque siempre estamos pendientea también de lo que sucede en el etorno mundial, porque son ellos, como los argetninos y los españoles, quienes mayores ejemplos de lucha no han dado en los últimos años y con ello logrado conquistar beneficios palasmados en una Ley Celiaca, de la que carecemos en México.

La enfemerdad celiaca no son sólo dieta y recetas; es una lucha permanente que debemos dar, unidos, con seriedad, con responsabilidad, y en Celiacos de México eso es una garantía que tratamos de hacer entender al resto de la comunidada, por eso decía yo en el post anterior que los comentarios a la ligera sonh un riesgo, porque no podemos decir lo que no es o decirlo a medias y con inexactitudes.

La experiencia cuenta; los conceptos médicos cuentan y en Celiacos de México los tenemos. La irresponsabiliad no cabe en nosotros y ello nos ha llevado a que nos vean como enemigos, cuando que es lo contrario. Tratamos de orientar en el mejor de los sentidos y evitar los errores y las equivocaciones y en ello nos ayudan los mismos investigadores de México, quienes realmente saben de la EC y sus consecuencias. En ti está unirte a esa tarea.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s